Publicidad:
La Coctelera

"POR UN PARTO RESPETADO" se ha mudado
Sígueme en: http://porunpartorespetado.blogspot.com.es/

Fotos

porunpartorespetado todavía no ha subido ninguna foto.

¡Anímale a hacerlo!

Enlaces

Categoría: LACTANCIA

Hay imágenes que a uno se le clavan en la memoria y nunca más desaparecen. Una de las más hermosas que recuerdo, en realidad es fruto de mi fantasía, y surgió durante mi adolescencia cuando leía el best seller de Noah Gordon, 'El Médico'. Ese verano, encontré entre las páginas de este tochote una escena que me maravilló: una mujer amamantando a su recién nacido y a la vez dejando que el padre de la criatura succionara su otro pezón con fruición. La idea de representar la unión de una familia con un torrente de leche materna recorriendo los tres seres me pareció preciosa, y quizá ésa fue una de las primeras veces que pensé que me gustaba haber nacido con dos cromosomas x.

 

Si Noah Gordon hizo correr la leche de una mujer entre las bocas de dos personas, los bancos de leche materna consiguen que ésta llegue a centenares de bebés prematuros. Concretamente, en Argentina he conocido a la mayor donante de leche del país. Se trata de Andrea, una mujer que a sus 40 años ha conocido por primera vez la maternidad y que ya ha repartido unos 60 litros de leche de su teta hasta decenas de diminutas bocas hambrientas.

Su dedicación surgió casi accidentalmente, fruto de las circunstancias. Andrea y su compañero, Gadi, todavía no habían comprado ni una cuna para su futuro bebé cuando se precipitó el parto. Iván nació prematuramente y con un peso de 1.300 gramos, el pequeñín tuvo que pasar casi dos meses en el hospital, intubado y alejado de sus padres bajo el control de una incubadora. Ante eso y conociendo los beneficios de la lactancia, Andrea empezó a sacarse leche en casa en grandes cantidades para llevársela a su hijo. Era tanta la que se sacaba, que la guardaba como reserva en el congelador por temor a que más adelante se le cortara la producción. Así fue como, fruto de su estimulación, llegó a producir más de un litro y medio de leche al día, y decidió hacerse donante del Banco de leche materna del hospital San Martín de La Plata.

Hoy, Andrea ya tiene a su bebé en casa pero todavía ayuda con su lactancia a que el banco de leche alimente unos 300 bebés prematuros al año. Ella lo hace desinteresadamente, "para mí es un ritual, lo hago al final del día, de noche y a solas, cuando Iván ya está en la cama". Sin embargo, hoy ha hecho una excepción y nos muestra cómo lo hace dejando otra estampa inolvidable para mí: en una teta, Iván amarrado a su mamá, y en la otra, un sacaleches guardando la tibia emulsión para otros prematuros que como él, tuvieron que esperar unas cuantas semanas para succionar de su pezón.

  • Entrad en LA NOTICIA para poder ver el video de esta estupenda mamá.

16, ene

Amamantar tras una cesárea

porunpartorespetado En: LACTANCIA CESÁREA

Tras un parto quirúrgico, puede que cueste un poco más dar el pecho, pero es importante empezar cuanto antes.

Conseguir que la lactancia funcione después de una cesárea suele ser más difícil que tras un parto vaginal. Sin embargo, amamantar en esta circunstancia conlleva unos beneficios añadidos a los que de por sí tiene la lactancia materna. Permite a muchas madres recuperar la confianza en su cuerpo, en el caso de que se hayan sentido mal por dar a luz por cesárea.

Dando el pecho el útero recupera antes su tamaño normal y se favorece la pérdida de peso. Además, los anticuerpos de la leche materna son especialmente importantes para los niños que nacen por cesárea tras un parto largo con rotura de bolsa, o que permanecen en el hospital, donde el riesgo de infecciones es mayor.

A pesar de estos beneficios, los obstáculos son importantes. De hecho, las mujeres que tienen a sus hijos por cesárea dan menos el pecho que las que los tienen en un parto vaginal. La mayoría de las dificultades que encuentran muchas madres para amamantar tras la cesárea no son consecuencia de la intervención, sino de toda una serie de creencias erróneas y/o prácticas inadecuadas en el hospital, que a menudo motivan que la lactancia termine antes de lo que la madre deseaba.

La primera toma

En la mayoría de los hospitales, a los niños nacidos por cesárea se les pone más tarde al pecho. Además, reciben más biberones en los primeros cuatro días y hacen menos tomas nocturnas. Esto retrasa la subida de la leche en la madre e incluso puede reducir la producción.

Si la cesárea ha sido programada sin que haya habido un trabajo de parto previo, aún se dificulta más la lactancia, porque ni siquiera se ha dado tiempo a que las hormonas del parto y lactancia empezaran a producirse.

La lactancia se puede iniciar en la primera hora de vida del bebé, incluso tras una cesárea. El paso de fármacos es mucho menor que la exposición que ha tenido en el útero durante la intervención, y los beneficios superan con creces a los posibles impedimentos. No existe ningún motivo médico que justifique mantenerle en observación sin sus padres durante 24 horas, como se hace rutinariamente en algunos hospitales españoles. Y si la situación clínica de la madre es inestable, la observación médica se puede realizar mientras el niño está en brazos de su madre, o de su padre.

 

El cansancio

La fatiga y el estrés vivido por la madre pueden, por sí solos, inhibir la producción de la hormona prolactina, que es la encargada de fabricar la leche. A esto se añade la falsa creencia de que «la cesárea debilita tanto, que la leche no alimenta al bebé».

A menudo se interpreta que si el niño llora mucho, a pesar de tomar el pecho, será porque la leche no le llena. Pero lo cierto es que casi todos los recién nacidos suelen mostrarse más nerviosos e inquietos el tercer día de vida, justo antes de que aparezca la crecida de leche.

La composición de la leche materna no cambia, ni siquiera en los casos de madres desnutridas. Incluso si la madre ha perdido mucha sangre en la cirugía, su leche seguirá siendo el alimento de mayor calidad para su hijo.


Chupetes y biberones

A los nacidos por cesárea a menudo se les ofrece el biberón en las primeras horas de vida para que «la madre descanse ». Pero el movimiento necesario para succionar la tetina es muy diferente del necesario para tomar el pecho. El bebé que toma biberón -sea de leche o de suero glucosado-en los primeros días de vida, va tener muchas probabilidades de sufrir la llamada ‘confusión del pezón': cuando le ponen al pecho lo rechaza o llora a pesar de que tiene hambre.

 

La postura

Encontrar una buena postura para amamantar puede no ser sencillo. Al principio resulta cómodo hacerlo tumbada, así la mujer se puede echar pequeñas siestas cada vez que el pequeñín se duerme mamando. Los cojines de lactancia son muy útiles para acercar al bebé al pecho, sin apoyarlo en el vientre.

 

El malestar del bebé

Los niños nacidos por cesárea pueden tener dificultades propias de su nacimiento.
Algunos pasan las primeras semanas muy adormilados, casi siempre por haber nacido dos o tres semanas antes de tiempo. Otros lloran desconsoladamente durante largo rato... A veces no sabemos porqué lloran, aparentemente todo está bien. Pero, es posible que hayan sufrido mucho en el parto, en la cesárea o en las primeras horas de vida y que lleven el susto metido en el cuerpo, por decirlo de alguna manera, porque para ellos la experiencia ha sido dura.

Así que necesitan llorar y aunque el pecho les reconforta, van a seguir llorando un ratito. Si encima pasaron las primeras horas o días de vida separados de sus padres, puede ser que algunas cosas, como ser desnudados para recibir un baño, se lo recuerden.

Siempre podemos ofrecerles el pecho como consuelo o simplemente tenerlos en brazos y cantarles o acariciarles. Algunos niños nacidos mediante cesárea tienen dolor en el cuello o en la cabeza por un malposicionamiento en el parto. En algunos de estos casos la terapia craneo-sacral puede ayudar al bebé.

Casi todos los problemas con la lactancia se solucionan de manera similar: metiéndose madre y bebé semidesnudos en la cama, poniendo al niño sobre el regazo materno, recomenzando, armándose de paciencia y cariño, posponiendo todo lo demás, ofreciendo el pecho verdaderamente a demanda. La manera de aumentar la producción de leche es simple: tener al bebé más tiempo al pecho. Si a pesar de todo sigue habiendo un problema, es necesario que un buen profesional lo diagnostique y ofrezca una solución que permita continuar la lactancia.

CONSEJOS PARA LOGRARLO

● Solicita que la cesárea se realice con anestesia regional (epidural o intradural), en vez de general.

● Puedes tomar calmantes para aliviar los dolores, la mayoría son perfectamente compatibles con la lactancia y no dañarán al bebé.

Pon el bebé al pecho lo antes posible en cuanto nazca, mejor si es antes de que haya pasado el efectode la epidural (para así no estar dolorida).

● Pide que te dejen al bebé permanentemente. Conviene que se quede contigo un familiar para ayudarte a ponerlo al pecho y a retirarlo si está dormido.

Amamanta a demanda y no limites el tiempo que el niño permanece al pecho.

Dar de mamar tumbada o en la postura del ‘balón de rugby' (el bebé bajo el brazo de la madre, con los pies hacia fuera) suele ser lo más práctico después de la intervención.
Si te resulta más cómodo hacerlo sentada, colócate una almohada sobre el vientre para apoyar al niño y así evitar que te roce con los pies en la cicatriz.

Pide ayuda a expertas en lactancia o a madres de grupos de apoyo para asegurar que la postura es correcta.

Evita utilizar pezoneras y biberones todo lo posible.Tampoco es aconsejable el uso del chupete en las primeras semanas.

 

Desde: ASOCIACION SINA

Por:  IBONE OLZA.

2, ene

El auténtico pecho

porunpartorespetado En: LACTANCIA

 

La preocupación por el peso es muy frecuente entre las madres lactantes, pero en la mayoría de los casos todo está funcionando bien y el niño está ganando adecuadamente. Tenga en cuenta que:

  • La mayoría de las gráficas de peso y longitud de que disponemos actualmente están confeccionadas con niños que en su mayoría fueron alimentados con biberón y constituyen solo una ayuda orientativa ya que los bebés alimentados con leche artificial son más gorditos que los amamantados. La OMS ha confeccionado gráficas a partir de niños alimentados óptimamente al pecho que son más adecuadas para valorar el crecimiento de los lactantes. Están disponibles desde abril de 2006 en: http://www.who.int/childgrowth/en/
  • Las gráficas se realizan a partir de datos estadísticos (son un "modelo estadístico") por lo que la mitad de los niños normales están por debajo de la media. Es más importante la valoración clínica del niño: su aspecto, vivacidad, si moja 4-5 pañales diarios...
  • Es más importante la velocidad de crecimiento que el peso en un momento determinado. Ganancias aproximadas:

0-6 sem 20 gr/día
<4m 100-200 gr/sem
4-6m 80-150 gr/sem
6-12m 40-80 gr/sem

  • El crecimiento del niño debe controlarlo el pediatra en la consulta. No es una buena idea pesar al niño a menudo en la farmacia porque puede inducir a error. Pasado el primer mes no es necesario pesar al niño cada semana, salvo circunstancias especiales por indicación del pediatra.

Desde AEPED

  • USO E INTERPRETACIÓN DE LAS GRÁFICAS DE PESO

En el vídeo, el pediatra CARLOS GONZALEZ.

Os cuelgo aquí un increíble vídeo de la mamá de una niña que nació con 5 meses y medio y 560 grs.

Con tesón, entereza y una montaña de amor, consiguió amamantar a su bebé con leche materna, aunque apuesto a que no fue un camino nada fácil... Y para que podaís juzgarlo vosotras mismas, aquí lo teneís... mi enhorabuena mas gigante a esa mamá estupenda!

 

La iniciativa de la Asociación Criar con el Corazón, a la que se han sumado El Parto es Nuestro, Via Láctea, Amamantar Asturias y Mamilactancia, ha dado como resultado este estupendo anuncio de promoción de la lactancia materna, realizado de manera altruista por la productora Ovideo.

 

 

 

 

 

Alimentar con Amor y Respeto

Alimentar a un bebe es mucho mas que proveer nutrientes; es un acto de amor. Ya sea calmar la necesidad intensa de alimentos de un recién nacido o servir las comidas en la mesa familiar, los padres pueden usar la alimentación como una oportunidad de fortalecer vínculos con sus hijos.

Los reflejos evolutivos primarios (chupar, llorar) le garantizan al bebé la proximidad de quien satisface sus necesidades básicas. Cuanto más rápido los padres aprenden a identificar y decodificar las necesidades del bebé, más consistente y seguro es el vínculo afectivo que entre ellos se establece. Aunque los niños mayores pueden alimentarse por si mismos y elegir el tipo de comidas que prefieren, es importante seguir ofreciendo alimentos nutritivos y cultivar hábitos alimentarios saludables.

Lactancia Materna y Vinculo Afectivo

  • La lactancia materna satisface las necesidades nutricionales y emocionales mas que ningún otro método de alimentación infantil.
  • Alimentar al bebé ante las primeras señales de hambre, evita el estado de llanto y angustia que provoca la espera.
  • La lactancia es un componente nutricional, inmunológico y emocional muy importante mas allá del primer año de vida.
  • La lactancia tiene muchos beneficios para el bebe y para la mama.
  • Amamantar es una herramienta de la maternidad que satisface naturalmente al bebé (nutrición y succión).

Alimentar con Biberón

  • La alimentación es una de las primeras formas de iniciación del vinculo afectivo y seguridad que una mama puede establecer con su bebe
  • Familiarícese con las conductas de amamantamiento y practíquelas con su bebe alimentado a biberón
  • Cargue al bebe y posicione el biberon a lo largo de su pecho
  • Intercambie posiciones (primero a un lado de un pecho y luego el otro)
  • Ofrezca su mirada y háblele suave y dulcemente
  • Alimente a libre demanda; evite seguir rutinas fijas
  • Intente reservar el momento de la alimentación para la mamá
  • Los chupetes satisfacen la necesidad de succión; cargue al bebe en posición de amamantar cuando el bebe usa el chupete
  • Si el bebe asocia el biberón con el chupete y el contacto físico, el chupete no se transformará en un objeto transicional.
  • Dejar el biberón debiera seguir los mismos pasos que el destete.

Cuidar y Nutrir a través de la Alimentación

  • Los padres pueden nutrirse a si mismos alimentando al bebe
  • Las mamás se sienten fortalecidas cuando son cuidadas y contenidas por su compañeros
  • Los papás pueden desarrollar una relación muy intensa con su bebes mas allá de la alimentación

Introducción de Alimentos Sólidos

  • Introducir alimentos sólidos basándose en los signos de maduración individual y no en la edad
  • Comenzar lentamente con alimentos no alergénicos
  • Ofrecer primero el pecho o el biberón y luego los sólidos
  • Estar atento a los signos de bebe respecto de la cantidad de alimentos; brindar la oportunidad de desarrollar el sentido del gusto de forma natural
  • Leche maternal o artificial será el mayor recurso nutricional durante el primer año

Invitación a probar Nuevos Alimentos

  • Enseñar con el ejemplo hábitos saludables de alimentación
  • Tratar de establecer , como mínimo en una comida al día, un tiempo de conexión afectiva
  • Los bebés necesitan comer pequeñas porciones de alimentos durante el día. No se debe esperar que puedan permanecer sentados a la mesa por períodos largos de tiempo.
  • Incentivar a los niños a seguir la señales de hambre y de satisfacción que el cuerpo envía
  • Forzar a un niño a comer o no comer ciertos alimentos es contraproductivo y puede llevar a una alimentación no saludable y potenciales problemas de alimentación
  • Evitar el uso de alimentos como premio o castigo o hacer de algœn plato (postre) el objeto coercitivo para una conducta adecuada
  • En lugar de restringir o aprobar ciertos alimentos, considerar ofrecer opciones saludables y disponibles para que los niños elijan

Destete Progresivo

  • El destete comienza en el momento en que los alimentos sólidos son introducidos
  • La comida, gradualmente, asume el lugar de la leche en términos de calorías, pero amamantar continua satisfaciendo otras necesidades (contacto, cercanía y afecto)
  • Si una mamá necesita destetar al niño antes de que éste muestre que esta madurativamente preparado, debería proceder gradualmente.

 

Desde API

25, mar

Bonita historia de relactación

porunpartorespetado En: RELATOS LACTANCIA

Desde EL BLOG DE SINA

Elena y Gael. Una prueba más de que la Lactancia Materna siempre es posible.

elenarelacta.jpg

 

Elena ingresó en la Fe embarazada de 31 semanas, muy enferma. Tuvieron que hacer una cesárea de urgencia. Gael pasó a la sección de prematuros de la Fe y ella entró en coma. Recibió un medicamento para "cortar la leche". El primer contacto entre los dos tardó más de 2 semanas. Cualquiera lo hubiera dado todo por perdido.

Pero, dos meses después, Gael se alimentaba sólo del pecho de su feliz madre. ¿Increíble? Una prueba más de lo único que hace falta para dar el pecho: información, apoyo y voluntad. A veces, mucha voluntad, ¿verdad Elena?

Ella misma nos cuenta su historia...

 

 

 

 

La intención de este relato es ayudar con experiencia a otras madres que tengan miedo, que no encuentren fuerzas. Muchos me han recomendado olvidar, pero las cosas de la VIDA, de la MUERTE, no se pueden y no se deben olvidar, ya que en ellas están encerrados muchos secretos que se nos quieren desvelar.

 

Para GAEL, UNA HISTORIA DE LA VIDA

 

Te miras en mis pupilas,

ríes,

te ríes con mi sonrisa.

Ya no sé mucho más sobre la VIDA ...

Lloras mis lágrimas y gritas mis heridas.

respiras,

respiras y siento tu aliento dulce en mi mejilla.

Ya no sé mucho más sobre la VIDA ...

Danzas cuando mis manos te adivinan

brillas,

brillas y mi cuerpo se ilumina.

Ya no sé mucho más sobre la VIDA ...

Bebes de mi leche, de mi luz, de mi alegría,

bebes,

oigo la música de tu sangre que me da la VIDA

Me has elegido para cuidarte,

para enseñarme,

nuestras luces se han quedado,

se han buscado,

para fundirse, para mezclarse.

Ya no sé mucho más sobre la VIDA ...

Te has ganado tu alma, tu vida ...

...y las mías

llegaste con una fuerza grande,

olvidaste el MIEDO para LIBERARTE

Si supiera algo más... 

 

Me sentía feliz en mi segundo embarazo, esperando con alegría a que llegara el nacimiento, imaginando un parto no menos fácil que el primero, no menos perfecto. Pero mi camino no iba hacia ese fin y a las 31 semanas de embarazo empecé a encontrarme mal, solo en cuestión de horas estaba ingresada en el Hospital La Fe de Valencia. Cuando vi alejarse en el coche a mi hija de dos años sentí que quizá no volvería a verla más. Tenía miedo.

LA NADA EN REANIMACIÓN

Recuerdo poco más hasta que me desperté, después de varios días, sola, sin hambre, sin frío, sin sed, sin ropa, sin NADA. Me rodeaban equipos y monitores llenos de luces, 7 u 8 goteros, una mascarilla... Miré mi barriga y no lograba recordar si había estado embarazada o no. Mi cuerpo no parecía el mío, no sentía ningún dolor, no podía moverme. Me creí muerta, ¿qué otra cosa podía ser si no comía, si no bebía, si no me movía, si no sentía? Esperé a fundirme con el universo, no tenía miedo, pero pasaban las horas y no ocurría NADA, seguía sola, sin saber NADA. Fueron los días más largos de mi vida, más aterradores, más confusos, los momentos de lucidez se mezclaban con los de auténtica locura, no sentía NADA, y nunca, nunca sucedía NADA. Mi único quehacer era mirar una foto de mi hija Carla y otra de un bebe que decían que era mío. Mi única ilusión, que se volviera a abrir la ventana por la que veía a mis padres, que volviera a entrar mi marido a cogerme la mano. Con gran determinación, de cuando en cuando, me quitaba la mascarilla, el saturador e intentaba marcharme para cuidar a mi hija, pero no podía moverme... Mis "carceleros" me volvían a "encadenar" y me explicaban con una paciencia, que hoy comprendo infinita, la fragilidad de mi salud. No entendía NADA.

LA LACTANCIA TAN SOÑADA

Un día, no sé si nublado, no sé a que hora, me dieron unas pastillas para inhibir la producción de leche. Primero me negué a tomarlas, si era verdad que tenía un bebé ¿cómo podría cuidarlo sin leche? Tras explicarme la gravedad de mi estado me las tomé y me vendaron el pecho, las lágrimas más espesas que había tenido en mi vida mojaron mi cara y mi cuello hasta la almohada, era verdad, ¡había tenido un hijo! Entonces..., me quitaban el regalo más precioso que podía darle, pero ¡lo recuperaría! No me cabía ninguna duda.

Un día me trajeron un bebé perfecto y tremendamente chiquitín envuelto en una toalla, Gael. Lo cogí. No sentí que fuese mío, no podía ser de otra forma, ni mi cuerpo ni mi mente parecían tampoco ser míos. Cuando se alejó en brazos de una enfermera una fuerza arrebatadora nació de pronto de mi interior y me llenó de una sola idea: recuperar mi mente, recuperar mi cuerpo, sólo eso me permitiría salir de allí y hacerme cargo de ese débil y fuerte bebé que me necesitaba. Me perturbaba la idea de no sentir ese apego tan intenso que se supone sentimos todas las madres hacía nuestros bebés, ¡eso también lo recuperaría! Busqué en mis recuerdos lo que sentí en mi primer parto, al abrazar y amamantar a mi primera hija y con ellos construí mi vínculo, que aún no podía sentir, con Gael. SOÑANDO, imaginando el amor perfecto hacía mi hijo pude saber que tenía que hacer exactamente.

Empecé a mejorar, mis riñones se recuperaban milagrosamente, mis pulmones empezaban a llenarse con energía, podía comer, podía beber, podía moverme, podía sonreir. Los últimos días de mi estancia en reanimación SOÑABA con recuperarme y volver a casa para poder continuar con mi vida. El cariño que me daba mi familia y el personal sanitario me hacía sentirme optimista y con fuerzas para salir de allí. Cuando me pasaron a planta pude bajar a darle los biberones a Gael. Fueron unos días mezclados de alegría y tristeza. Alegría al saber que Gael había tomado leche materna todo el tiempo, de un banco de leche primero y de unas amigas después. Alegría por saber que su papá le había dado tanto amor sacándole de la incubadora para darle casi todos los biberones del día y colocándolo sobre su pecho, piel con piel, varias veces al día desde que nació. Tristeza porque apenas tenía fuerza para sostenerle unos minutos. Tristeza porque me sentía inútil, cualquiera parecía cuidarle mejor que yo. Los médicos no me animaban a dar el pecho, unos porque después de las pastillas creían que no podría, otros porque creían que no debía, que tenía que recuperarme. Veía la cara de entre incertidumbre y lástima con la que me miraban. Yo callaba, sabía que podría. La pediatra de Gael me animó muchísimo y me dijo "las pastillas para inhibir la producción de leche son muy efectivas pero no hay nada que pueda con la voluntad de una madre" ¡Tenía tanta razón!, entonces supe que tendría una ayuda y un apoyo inestimable. Mi formación como asesora de lactancia me permitía conocer la teoría, cómo se podía relactar, pero la práctica era otra cosa. Sabía que mi único enemigo, como para todo en la vida, era el miedo, y mi fuerza, la firme determinación de que íbamos a recuperar lo perdido. Siempre conseguimos lo que queremos, sea lo que sea, solo hay que SOÑAR con ello, SOÑAR de día y de noche hasta que se ilumine ese SUEÑO.

 EL TIEMPO EN CASA.

Al llegar a casa sentí que no había TIEMPO que perder. Probé con un sacaleches, nada, ni gota, ni ese día ni el siguiente, ni los días posteriores. Gael llegó a casa veinte días después de nacer y, nerviosa y expectante, lo puse al pecho. Se cogía con fuerza, solo hacía falta conseguir que fluyera la leche. Seguí estimulándome con el sacaleches 4 ó 5 veces al día: primero comenzó a salir una leche espesa y anaranjada, seguramente la que se había producido antes de tomarme las pastillas que se había quedado almacenada. Mientras, Gael se alimentaba en biberón de sus mamás de leche. A los pocos días construimos un relactador con un biberón y una sonda nasogástrica. Así conseguía tomarse media toma, la mejor de las veces, la otra media con el biberón. Era más complicado de lo que parecía. La sonda le daba arcadas si no estaba bien puesta, o no le salía leche, o le salía demasiada. Costaba casi una hora darle 40 ó 50 ml. A veces parecía que no avanzábamos, o incluso que íbamos hacia atrás. Un día no chupaba del relactador, otro no se cogía bien, y las tomas eran eternas. Su papá siempre me mostraba el lado positivo y yo dejaba que me lo enseñara. Cerraba los ojos y nos imaginaba tumbados, tranquilos, yo amamantándole feliz, él casi dormido, moviendo su mandíbula lentamente, a ratos. Soñaba con el calor entre su barriga y la mía...

Los días pasaban y supe convertir el cariño y atención de los que me rodeaban en descanso y esfuerzos para lactar. El TIEMPO se pasaba entre las largas tomas de Gael, la estimulación con el sacaleches y el resto de cuidados; no hacía nada más en todo el día y era mucho, todavía estaba muy débil.

 LA LECHE FLUYE BLANCA POR FIN

Hay cosas que no se aprenden en un libro (...)

Felizmente, aquí hay un maestro.

Como siempre.

Todo está siempre "aquí". Al alcance de la mano. Si se sabe verlo.

Ese maestro -una vez más- es el bebé.

Es él quien va a enseñarle, a instruirla.

Con la única condición de que usted sea modesta.

Y suficientemente simple, suficientemente abierta para seguirlo.

(Frédérick Leboyer)

 

Algo más de un mes después de su nacimiento un hilito fino de leche blanca desliza del sacaleches al biberón. Fue suficiente para avivar nuestra ilusión. ¡Era tan poca! Pero aún así la poníamos en el relactador. Cada día había un poquito más, y según crecía la cantidad crecía mi apego al bebé. Quería tenerlo tan cerca de mí como fuera posible. Un par de semanas después comenzamos a pensar en dejar el relactador, pero Gael aún era tan pequeño..., ¿tendría bastante alimento? Dudábamos. Fuimos a hablar con la pediatra que lo cuidó al nacer. Nos miró y con la sublime seguridad de los que no tienen miedo, nos dijo que lo habíamos conseguido. Me sentí más ligera, más radiante, más libre.

 Al llegar a casa guardamos todos los biberones, las sondas y lo puse al pecho. El cambio fue espectacular, en mí y en el bebe. Él, más activo, por fin lloraba para llamarme, más feliz, y empezó a engordar espectacularmente. Yo, con más fuerza, y ya irreversiblemente vinculada a él. Ahora sí sabía cuidarle, sí sabía amarle. Ese camino de esfuerzo, de dolor, de emociones, de ilusión que es el parto te une para siempre con tu bebé, para que lo puedas querer y cuidar. Cada contracción te permite perder la razón y hacer aflorar el instinto, la pasión. Para nosotros todo eso fue la lactancia que no se nos dio sino que tuvimos que recorrer un largo camino para conseguirla.

Nos queda el reto de aprender tantas cosas, de crecer, de iluminar por todo lo que hemos recibido. El reto de vivir con pasión cada instante.

 

No hubiéramos podido sin las mamás de la leche regalada, gracias. 

No hubiéramos podido sin la iaia que se ocupó de la casa, gracias. 

No hubiéramos podido sin los amigos que nos dieron ánimos, gracias. 

No hubiéramos podido sin la pediatra que nos quitó el miedo, gracias. 

No hubiéramos podido sin la alegría de su hermana que hace imposible no sonreír, gracias. 

No hubiéramos podido sin el papá que nos dio amor, cariño, y nos sostuvo cuando los ánimos faltaban, gracias. 

Gracias a Gael, la primera vez que nos vimos me dio a beber su intensa luz e hizo que sanara.

Sobre "POR UN PARTO RESPETADO" se ha mudado

Avatar de porunpartorespetado "POR UN PARTO RESPETADO" se ha mudado ver perfil »
contacto »

Bienvenidos a mi blog. Aquí sabrás más acerca de él. ¡Gracias por visitarlo!
barra 3bienvenidos Mi nombre es Mireia, vivo en una ciudad catalana y soy mamá de dos bomboncitos: Mi rey, nacido en el 2002 por cesárea y mi princesa, nacida en 2006 en un PVDC. En este blog, recopilé información y datos útiles que puedan ayudar a las mamás que lo deseen a informarse sobre varios aspectos del embarazo, el parto y la lactancia, entre otros, para conseguir un parto respetado. AHORA PUEDES SEGUIRLO EN LA NUEVA DIRECCION: http://porunpartorespetado.blogspot.com.es/ Este blog sigue manteniendo sus contenidos, pero ya NO SE PUBLICAN COMENTARIOS. Por favor, dirígete al NUEVO BLOG: http://porunpartorespetado.blogspot.com.es/ PARA SABER MÁS ACERCA DE ESTE BLOG., VISITA LA CATEGORIA “BIENVENIDA” Espero que te guste y vuelvas pronto.
AQUI TIENES UN RESUMEN PARA SABER BUSCAR EN ESTE BLOG
Por Un Parto Respetado

Promocionar tu página también barra 3accesos ↓ ACCEDE AL NUEVO BLOG ↓
Desde aquí accede al INDICE del blog
***SIN ACTIVIDAD***
Bucea un rato por mis BLOGS AMIGOS
¡Firma en mi libro de visitas!
¡Recomienda mi página!
barra 3gadgets barra 3curiosidades
Contatore per sito Besucherzähler Compteur
¿Te ha resultado útil este blog?
Me encanta, ¡lo recomiendo!
Me gusta, está bien.
Indiferente, le falta algo.
No es lo que buscaba.
Ver Resultados
BB Locations of visitors to this page Blog del Dia

¿Eres buen blogger?

Premio SOMOS MAMAS
Blog Premiado por sus contenidos y utilidad para la mujer
barra 3webs
Mucha más información sobre PARTO NATURAL desde Holístika
Visita la web EL PARTO ES NUESTRO
Información sobre la episiotomía
Visita la web ¡QUE NO OS SEPAREN!
Visita la web DONA LLUM
Visita la web BIRTH LOVE (en inglés)
Servicio de pediatría Hospital Marina Alta: Lactancia materna, medicamentos, plantas, tóxicos y enfermedades
Comité de Lactancia Materna de la AEPED
La Liga de la Leche España. Información sobre lactancia materna
Visita la web Crianza Natural
Acompañamiento emocional a la preconcepción, embarazo, parto, postparto y crianza.
Centro Hebamme; Salud para la mujer.
Visita la Red de Mamás y Papás Canguro
Portabebés artesanales
Creant vincles en femení
Iniciativa Hospital Amigo de los Niños. Encuentra tu grupo de apoyo a la LM
En Tarragona:
Alletar i Criar a Tarragona
Do de Pit Tarragona, Grupo de apoyo a la lactancia materna
MaReus, Grup reusenc de suport a la maternitat i criança respectuosa
barra 3libros
LA REVOLUCIÓN DEL NACIMIENTO, Ed. Granica. Isabel Fernández del Castillo. (Partos respetados, nacimientos más seguros). Mi opinión: El primer libro que toda mujer embarazada debería leer.
NACER POR CESÁREA, Ed. Granica. Enrique Lebrero e Ibone Olza. (Evitar cesáreas innecesarias, vivir cesáreas respetuosas). Mi opinión: Un libro vital para toda mujer cesareada.
GUIA DE LA MUJER CONSCIENTE PARA UN PARTO MEJOR, Ed. Obstare. Henci Goer. (Información práctica para un parto seguro y satisfactorio). Mi opinión: El libro que da casi todas las respuestas y argumentos para quien busque explicaciones.
PARTO SEGURO, Ed. Medici. Beatrijs Smulders. (Una guía completa). Mi opinión: Es un libro fantástico para la mujer que se prepara para un parto natural.
UN REGALO PARA TODA LA VIDA, Ed.Temas de Hoy. Carlos González. (Guía de la lactancia materna). Mi opinión: El libro que ayuda, enseña y desterra mitos sobre la lactancia materna.
LA CRIANZA FELIZ, Ed. La Esfera. Rosa Jové (Cómo cuidar y entender a tu hijo de 0 a 6 años). Mi opinión: Un libro excepcional que aborda multitud de áreas imprescindibles para los nuevos (y no nuevos) padres. Explicado con sencillez, con ejemplos y conocimiento. Fantástico y esencial.
DISCIPLINA POSITIVA, Ediciones Medici, Jane Nelsen. Mi opinión: Imprescindible para cualquier padre. Pocas formas de educar hay como esta... o ninguna. Una joya aplicable a partir de los 3 años pero para fomentar desde el nacimiento.
barra 3videos NADA COMO MAMA, NADA COMO MAMAR . .Vídeo realizado de forma altruista, iniciativa de la Asociación Criar Con el Corazón y con la colaboración de El Parto Es Nuestro, Via Láctea, Amamantar Asturias y Mamilactancia. Guionista: Cristina Galdo, Realización: Enrique Andrés. Productora: Outlet Ovideo. BB ¡QUE NO OS SEPAREN! . .Todos los recién nacidos deben poder disfrutar de las ventajas de la no separación. Si están sanos no hay razón para separarlos, si están enfermos necesitan a sus madres más que nunca. BB ¡PODEMOS PARIR! .. Creado por Sol para apoyar a las mujeres cesareadas y en busca de un PVDC. BB CÁLLATE Y PUJA .. Un duro vídeo que denuncia el maltrato al que someten a muchas mujeres y bebés en el parto. Aunque parezca mentira, estas prácticas se siguen realizando, en España también. BB 58 RAZONES PARA UN NACIMIENTO SIN VIOLENCIA
Encuentra más videos como este en Claustro Ideal Oficial
Creado por Azucena para www.elpartoesnuestro.es BB DE UNA MADRE A SU HIJA BB barra 3citas "Las intervenciones innecesarias en el parto, provocan intervenciones necesarias. Si se eliminan las innecesarias, las necesarias desaparecen." (No nos salvan quienes nos pusieron en peligro). BB - "No porque apartes la mirada el problema va a desaparecer" BB - "No hemos heredado la tierra de nuestros padres, la hemos tomado prestada de nuestros hijos." Proverbio Massai. ¡Cuidémosla!